Declaración de mujeres campesinas en el Día Internacional de la Mujer Rural

La Coordinadora de Mujeres Campesinas y las mujeres organizadas en COPROALDE, en AUPA, en la Asociación de Bambuzal reunidas con motivo de celebrarse el Día Internacional de la Mujer Rural, hoy 15 de octubre de 2004, declaramos:

1. La agricultura ha sido un patrimonio de los pueblos, que desde siempre la hemos heredado y las mujeres campesinas la hemos protegido para así proteger la vida.

2. Reproducir y cuidar nuestras semillas, así como todas las formas de vida que hay en nuestras regiones es parte de nuestra responsabilidad y compromiso con nuestras familias, nuestras comunidades y el país en general.

3. Las mujeres campesinas hemos sido guardianas de la biodiversdidad y siempre hemos intercambiado y compartido los distintos materiales para la producción. Estos son patrimonio colectivo.

4. Defendemos nuestro derecho a usar, almacenar, intercambiar y reproducir libremente semillas y plantas. Las patentes violentan este derecho y continúan afectando la soberanía alimentaria.

5. El TLC no permitiría ni crea condiciones para que las mujeres podamos participar o en la producción o competir en igualdad de oportunidades con el gran capital transnacional.

6. Las mujeres campesinas e indígenas defendemos el derecho de los campesinos y de las mujeres en lo particular a tener tierra para producir. Las instituciones del Estado son burocráticas. Y en los conflictos de tierra no actúan a partir de un interés social, sino muchas veces defendiendo intereses de las grandes empresas que concentran la tierra.

7. Las mujeres tenemos derecho a la tierra, para ocupar nuestro propio espacio, a tener nuestras actividades productivas empresas, porque c y la oportunidad de participar en toda la cadena productiva, como seres humanos tenemos derecho a ser productoras y tomar decisiones sobre las actividades productivas.

8. Las mujeres campesinas defendemos el derecho a producir porque nuestra producción siempre ha contribuido a la soberanía alimentaria. Por esto llamamos a apoyar la prohibición de los cultivos y alimentos transgenicos y llamamos al Estado a apoyar la producción dirigida a la soberania alimentaría en particular la producción de semillas criollas.

9. Las mujeres también tenemos necesidad de otros recursos de producción, acceso a créditos en condiciones adecuadas.

10. Nos oponemos a la privatización del agua (y a todos los servicios públicos), que debe seguir siendo un bien común, aunque creemos que todos tenemos que tomar conciencia de la necesidad de cuidar nuestras fuentes de agua.

11. Las mujeres campesinas nos manifestamos a favor de la protección de la naturaleza y de todas las formas de vida.

12. Las mujeres campesinas queremos y luchamos por el respeto entre géneros.

13. Las mujeres campesinas queremos depender de nosotras mismas, porque es parte de la conquista de nuestra libertad.

14. En nuestras comunidades rurales somos gran cantidad de mujeres quienes hacemos frente a las necesidades de nuestras familias.

15. A pesar de lo que parece se ha avanzado con las leyes y reglamentos sobre la igualdad de las mujeres, la sociedad en general sigue siendo muy violenta contra las mujeres. Constantemente oímos de las violencia doméstica y por eso solicitamos la aprobación de la Ley de la violencia contra las mujeres; pero la violencia no solo la vivimos en las casas, la vivimos también en la sociedad en general, cuando se nos ve como objetos, cuando se nos niegan los derechos.

16. Las mujeres campesina sufrimos la agresión patrimonial, porque no podemos poseer nuestros propios recursos y porque cuando los tenemos otros usurpan nuestros recursos.

17. Las mujeres campesinas deben conocer que hay una organización para nosotras, para defender nuestros intereses y que es necesaria la unión de las mujeres para hacer valer nuestros derechos. Porque en las regiones y a nivel nacional tenemos el derecho a organizarnos como mujeres campesinas.

18. Las mujeres campesinas tenemos derecho a expresar lo que pensamos y queremos, a ser escuchadas y decidir sobre lo que afecta nuestras vidas.

19. Las mujeres campesinas que ya estamos organizadas hemos tenido algunos logros, hemos avanzado, pero estamos en un proceso que apenas empieza, en reconocer nuestros derechos, en mejorar nuestra autoestima, en tomar decisiones sobre nuestras vidas, en desarrollar pequeños proyectos productivos, pero nos falta muchísimo por recorrer.

20. Las mujeres campesinas queremos manifestar nuestra indignación ante la situación nacional, ante la corrupción de quienes han dirigido el país, desgastando las instituciones que son patrimonio del pueblo costarricense. El robo a la CCSS, al ICE y a otras instituciones nos afecta como mujeres, como madres, como productoras.

Por eso las mujeres campesinas aquí reunidas, comunicamos a la opinión pública y pedimos a los poderes del Estado:

1. Se busque solución a los conflictos de tierra a favor de los campesinos y campesinas, como en el caso de Bambuzal y se adjudique las tierras en los casos de San Miguel de Guatuso, o parcelas para la protección de las nacientes como en los casos de las Vegas de Limoncito y Tarise.

2. No aprobar el TLC porque nos afecta como mujeres campesinas, porque los derechos humanos de las mujeres no son considerados en el TLC, ni son consideradas las condiciones desventajosas que hemos tenido a lo largo de la historia.

3. No aprobar el TLC porque destruye nuestro patrimonio biológico y productivo para convertirlo en una mercancía.

4. Oponerse a las patentes sobre las distintas formas de vida en los foros y organismos internacionales, porque eso sí es defender los derechos de los pueblos y de las mujeres campesinas.

5. A las mujeres que ocupan puestos en las distintas instituciones, como ministras, diputadas y funcionarias en general para que consideren nuestras posiciones y necesidades como mujeres campesinas.

Dada en Universidad de Costa Rica, 15 de octubre de 2004




compartir:   º
Imprimir imprimir   Enviar enviar   corregir 
OPINE AQUÍ >>



 
En profundidad
Desarrollo de temas específicos.
Tratados de libre comercio - TLC
Por medio de diversos mecanismos se han impuesto los procesos de privatización, globalización y desregulación de la economía.
Agricultura y soberanía alimentaria
Los campesinos podrían producir alimentos suficientes para erradicar el hambre en el mundo. Entonces, ¿por qué no los dejan?
Beijing +10 - A diez años de la Conferencia Mundial sobre la Mujer
El camino recorrido y el debate actual que rodea la realización del proceso de revisión.
Derechos económicos, sociales y culturales - DESC
Aunque garantizados por varios instrumentos internacionales, en muchos países están lejos de ser una realidad.
Alimentos transgénicos
¿Realmente hace falta manipular organismos genéticamente para combatir el hambre en el mundo?

Choike es una iniciativa del Instituto del Tercer Mundo con el apoyo de Hivos y Mott Foundation
www.choike.org | Contacto | Teléfono / Fax: +598 (2) 902-04-90 | 18 de Julio 1077/903, Montevideo URUGUAY